sábado, 21 de marzo de 2009

Pequeñas Semillitas 0670

PEQUEÑAS SEMILLITAS


Número 0670 ~ Sábado 21 de Marzo de 2009
Desde la ciudad de Córdoba (Argentina)



Hola !!!
El almanaque nos indica que hoy comienza el Otoño en el hemisferio sur y la Primavera en el norte. Pero esa es una mera circunstancia estacional o climática. Para todos nosotros, lo verdaderamente importante es buscar lazos de amor con nuestros semejantes y desterrar del mundo el odio, la violencia, las guerras, las desigualdades, las injusticias... y recordar que el más grande mandamiento que Jesús nos dejó fue el mandamiento del amor.
Si conseguimos eso, viviremos en constante primavera...


La Palabra de Dios : Evangelio del día


En aquel tiempo, Jesús dijo también a algunos que se tenían por justos y despreciaban a los demás, esta parábola: «Dos hombres subieron al templo a orar; uno fariseo, otro publicano. El fariseo, de pie, oraba en su interior de esta manera: ‘¡Oh Dios! Te doy gracias porque no soy como los demás hombres, rapaces, injustos, adúlteros, ni tampoco como este publicano. Ayuno dos veces por semana, doy el diezmo de todas mis ganancias’. En cambio el publicano, manteniéndose a distancia, no se atrevía ni a alzar los ojos al cielo, sino que se golpeaba el pecho, diciendo: ‘¡Oh Dios! ¡Ten compasión de mí, que soy pecador!’. Os digo que éste bajó a su casa justificado y aquél no. Porque todo el que se ensalce será humillado; y el que se humille será ensalzado».
(Lucas 18, 9-14)

Comentario
Hoy, inmersos en la cultura de la imagen, el Evangelio que se nos propone tiene una profunda carga de contenido. Pero vayamos por partes.
En el pasaje que contemplamos vemos que en la persona hay un nudo con tres cuerdas, de tal manera que es imposible deshacerlo si uno no tiene presentes las tres cuerdas mencionadas. La primera nos relaciona con Dios; la segunda, con los otros; y la tercera, con nosotros mismos. Fijémonos en ello: aquéllos a quien se dirige Jesús «se tenían por justos y despreciaban a los demás» (Lc 18,9) y, de esta manera, rezaban mal. ¡Las tres cuerdas están siempre relacionadas!
¿Cómo fundamentar bien estas relaciones? ¿Cuál es el secreto para deshacer el nudo? Nos lo dice la conclusión de esa incisiva parábola: la humildad. Así mismo lo expresó santa Teresa de Ávila: «La humildad es la verdad».
Es cierto: la humildad nos permite reconocer la verdad sobre nosotros mismos. Ni hincharnos de vanagloria, ni menospreciarnos. La humildad nos hace reconocer como tales los dones recibidos, y nos permite presentar ante Dios el trabajo de la jornada. La humildad reconoce también los dones del otro. Es más, se alegra de ellos.
Finalmente, la humildad es también la base de la relación con Dios. Pensemos que, en la parábola de Jesús, el fariseo lleva una vida irreprochable, con las prácticas religiosas semanales e, incluso, ¡ejerce la limosna! Pero no es humilde y esto carcome todos sus actos.
Tenemos cerca la Semana Santa. Pronto contemplaremos —¡una vez más!— a Cristo en la Cruz: «El Señor crucificado es un testimonio insuperable de amor paciente y de humilde mansedumbre» (Juan Pablo II). Allí veremos cómo, ante la súplica de Dimas —«Jesús, acuérdate de mí cuando llegues a tu Reino» (Lc 23,42)— el Señor responde con una “canonización fulminante”, sin precedentes: «En verdad te digo, hoy mismo estarás conmigo en el paraíso» (Lc 23,43). Este personaje era un asesino que queda, finalmente, canonizado por el propio Cristo antes de morir.
Es un caso inédito y, para nosotros, un consuelo...: la santidad no la “fabricamos” nosotros, sino que la otorga Dios, si Él encuentra en nosotros un corazón humilde y converso.
Rev. D. David Compte i Verdaguer (Manlleu-Barcelona, España)



Santoral Católico


Santa María Francisca de las cinco llagas.



Nació en Nápoles, Italia en 1715. Su padre era un tejedor, hombre de terrible mal genio, y la madre era una mujer extraordinariamente piadosa. Desde muy pequeñita fue obligada por su padre a trabajar muchas horas cada día en su taller de hilados, pero la mamá aprovechaba todo rato libre para leerle libros piadosos y llevarla al templo a orar. El párroco, admirado de su piedad y viendo que se sabía de memoria el catecismo, la admitió a los 8 años a la Primera Comunión, y al año siguiente la encargó de preparar a varios niños.

Como era hermosa, el papá le consiguió un novio de clase rica. Pero María Francisca le dijo que ella había prometido a Dios conservarse soltera y virgen para dedicarse a la vida espiritual y a ayudar a salvar almas. El padre montó en cólera y la castigó severamente; sin embargo, gracias a las influencias y mediación de un padre franciscano, el papa de la santa aceptó dejarla en libertad para que ella siguiese su vocación religiosa. El 8 de septiembre de 1731 recibió el hábito de Terciaria franciscana y siguió viviendo en su casa, pero con comportamientos de religiosa.

Frecuentemente mientras estaba en oración entraba en éxtasis. La Virgen se le aparecía y le traía mensajes. Tras la muerte de su madre, la santa decidió abandonar su hogar y mudarse a una casa rural donde permaneció los últimos 38 años de su vida, siempre en constante oración, penitencia y sufrimiento que los ofrecía por las almas del purgatorio y la conversión de los pecadores.

Poco después, le aparecieron las cinco llagas o heridas de Jesús en su cuerpo. Su salud era muy defectuosa y las enfermedades la hacían sufrir enormemente. El 6 de octubre de 1791 murió santamente. Y al año 1867 el Sumo Pontífice la declaró santa.



Pensamiento


"Un hombre comienza a entrar en la madurez cuando empieza a apagar la luz más por motivos económicos que por motivos sentimentales"
Isidoro Loi



Tema del día :
Oración por mi Patria






Escrita en principio por mi Patria Argentina, pero aplicable a todas las naciones en crisis



Hoy te pido Señor por mi Patria Argentina. Por mi pobre Patria, tan rica y tan pobre. Por este país, vapuleado y vendido a manos de impíos que buscaron sólo su propio bienestar.

Te pido por los obreros, que reciben sus salarios atrasados y por aquellos que han perdido incluso el jornal, por no haber trabajado.

También por los campesinos, que ven el fruto de su trabajo ofrecerse a un precio indigno, mientras otros lucran a su costa.

Por los pequeños industriales y fabricantes, Señor, que ven cerrar sus sueños y junto con ellos el de empleados y sus familias, que no pueden mantenerse si las persianas se bajan.

También acuérdate Señor, de los maestros, cuyo trabajo está tan descalificado que pareciera una burla decir que la educación es importante en la Argentina.

No te olvides de los jóvenes. Jóvenes, que hoy ven en los adultos la frustración y el desaliento. Que no desean el país que reciben en herencia, pues su futuro cada vez se encuentra más hipotecado. Que buscan su primer trabajo y no lo encuentran, y han debido dejar sus estudios, porque en sus hogares necesitan de sus manos.

Mira, Señor, a los niños, todos los niños, especialmente los que crecen en la marginalidad y la pobreza, para quienes la delincuencia parece su única salida, porque el hambre y a miseria los rodean. Y a aquellos que la violencia y el desafecto, los llevaron a ser violentos.

Ten compasión de las familias. Fíjate Señor lo difícil que se les hace seguir unidos, llegar a fin de mes, cuando la comida escasea o el salario no llega, y la desesperanza se contagia a los hijos.

Bendice a las madres solas, a los padres desocupados, a los hijos huérfanos. Sé vos su Providencia y cuídalos como a los lirios del campo o a los pájaros del cielo.

Por último Señor, te pido por los que primero están a tu cuidado: los enfermos terminales, los abandonados, los jubilados y los abuelos sin jubilación, los que perdieron su dignidad viviendo de la basura, los sin techo, los que cayeron en las redes de la prostitución y la violencia, los que no tienen qué ponerse, los que tienen hambre o frío, los que son abusados, los que se mueren por falta de remedios, los que están presos, los que deberían estarlo, los inocentes que pagan los pecados ajenos.

Escucha Señor mi súplica. Que tu compasión y tu misericordia recubran mi país. Que tu amor llene tantos vacíos y nos devuelva la esperanza. Sólo Vos Señor puedes obrar milagros.

Porque a Vos, Señor, te pertenece esta Patria mía.

Amén.



Humor : Marido despistado




El marido baja a desayunar previo a partir a su trabajo. No acababa de sentarse a la mesa cuando su mujer le dice en un tono que presagiaba "peligro":
- Supongo que tendrás presente qué día es hoy !!, ¿verdad?

De reflejos rápidos (luego de años de casado) el hombre contesta:
- Por supuesto querida !!!, ¿cómo crees que podría olvidarlo?

Y velozmente en una "retirada estratégica", opta por perder el desayuno, mientras parte apresurado a su trabajo.
Ya durante el viaje a la oficina hace memoria de todas las "fechas" relevantes... que el aniversario de matrimonio... el cumpleaños... el primer beso... evidentemente no era ninguna de esas.
Sin embargo, dispuesto a evitar conflictos matrimoniales (y de los complicados) se traza un plan de crisis.

Aproximadamente a las 10 de la mañana suena el timbre en la casa, la mujer va a atender y un repartidor le entrega un gigantesco ramo de rosas rojas con una tarjeta que dice "Tu adorado esposo, en esta fecha tan especial"

Cuando la señora regresa de hacer las compras ve la luz titilante del contestador telefónico, al activarlo escucha:
- Mi amorrrr... tu querido esposo en este día para decirte que te quiero mucho !!

Justo en ese momento vuelve a sonar el timbre... al abrir se topa con tres hombres vestidos de frac que empiezan a entonar:
- Tu..tu...tuba, tuba tu..., en este día tu marido que te ama te envía esta canción...tuba, tuba, tuba tuuu.

Finalmente al atardecer regresa el marido al hogar y ni bien abre la puerta su esposa, saca un estupendo estuche de su bolsillo y dice:
- Para mi amorcito en este día tan especial !!!, mientras enseña la lujosa gargantilla de perlas que hay en su interior.
- ¿Qué te parece mi vida?... ¿me acordé o no de nuestra celebración?, pregunta con la esperanza de que su mujer, rendida de agradecimiento deslice el "gran secreto" y le evite una pelea..
- Realmente mi amor -dice ella- ... el día de hoy ha sido una sorpresa detrás de otra y ya me explicarás "qué" estás celebrando... pero ... ahora no te olvides de llevar a vacunar al perro antes que cierren la veterinaria, ... ¡¡ hoy teníamos el turno !!...
Y... ¿No me estarás metiendo los cuernos, ya que estás tan amable conmigo? ¿Ehhhhhhhhh?



Meditación breve



El mundo está hoy necesitando que los cristianos retomemos nuestro papel como profetas. Hombres y mujeres que sepan hablar con valentía, que tengan el coraje de anunciar el Reino y de denunciar aquello que se opone a éste. No es fácil, pues la suerte del profeta siempre es la misma: el desprecio, el descrédito, incluso la misma muerte.
Sin embargo, ¿cómo podemos quedarnos callados cuando vemos que nuestro mundo va caminando a la oscuridad; cuando los valores morales van desapareciendo, cuando el cristianismo se ha hecho una rutina de domingo en lugar de una vida? ¿No te parece que ya es tiempo de tomar de nuevo nuestro papel como bautizados, como heraldos de la buena noticia del Evangelio?
Permite que el amor de Dios llene hoy tu vida. Ábrele tu corazón.
Como María, todo por Jesús y para Jesús
Pbro. Ernesto María Caro



Mensaje de María Reina de la Paz



Mensaje de María Reina de la Paz del 18 de marzo de 2009
Aparición anual a Mirjana
Este año varios miles de peregrinos se reunieron para orar el Rosario en la Cruz Azul. La aparición comenzó a las 13:52 y duró hasta las 13:58.



Queridos hijos, hoy los invito a que miren sincera y largamente en sus corazones. ¿Qué verán en ellos? ¿Dónde está mi Hijo en ellos y dónde el deseo de seguirme hacia Él? Hijos míos, que este tiempo de renuncia sea un tiempo en el cual se pregunten a ustedes mismos: ¿Qué quiere Dios de mí personalmente? ¿Qué debo hacer? Oren, ayunen y tengan el corazón lleno de misericordia. No olviden a sus pastores. Oren para que no se pierdan y permanezcan en mi Hijo, para que sean buenos pastores para sus rebaños.
La Virgen ha mirado a todos los presentes y continuó diciendo: Nuevamente les digo, si supieran cuánto los amo llorarían de alegría. Gracias.

www.MensajerosdelaReinadelaPaz.org



Felipe de Urca
-Jardinero de Dios-


.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por participar comentando! Por favor, no te olvides de incluir tu nombre y ciudad de residencia al finalizar tu comentario dentro del cuadro donde escribes.