jueves, 3 de septiembre de 2009

Pequeñas Semillitas 0830

PEQUEÑAS SEMILLITAS


Número 0830 ~ Jueves 3 de Setiembre de 2009
Desde la ciudad de Córdoba (Argentina)



Hola !!!
Hoy vamos a iniciar la edición de nuestro boletín, con una reflexión muy bonita que firma Noel Clarasó, y dice:
"Embellece tu vida con pensamientos y con palabras. Trata tú mismo de descubrir cuáles han de ser los pensamientos que te embellezcan la vista y que, al convertirse en palabras, ofrezcan esta belleza a otros"
Es una buena invitación a sembrar belleza y amor a través de palabras y gestos concretos hacia los demás...


La Palabra de Dios :
Evangelio del día


En aquel tiempo, estaba Jesús a la orilla del lago Genesaret y la gente se agolpaba sobre él para oír la Palabra de Dios, cuando vio dos barcas que estaban a la orilla del lago. Los pescadores habían bajado de ellas, y lavaban las redes. Subiendo a una de las barcas, que era de Simón, le rogó que se alejara un poco de tierra; y, sentándose, enseñaba desde la barca a la muchedumbre.
Cuando acabó de hablar, dijo a Simón: «Boga mar adentro, y echad vuestras redes para pescar». Simón le respondió: «Maestro, hemos estado bregando toda la noche y no hemos pescado nada; pero, en tu palabra, echaré las redes». Y, haciéndolo así, pescaron gran cantidad de peces, de modo que las redes amenazaban romperse. Hicieron señas a los compañeros de la otra barca para que vinieran en su ayuda. Vinieron, pues, y llenaron tanto las dos barcas que casi se hundían. Al verlo Simón Pedro, cayó a las rodillas de Jesús, diciendo: «Aléjate de mí, Señor, que soy un hombre pecador». Pues el asombro se había apoderado de él y de cuantos con él estaban, a causa de los peces que habían pescado. Y lo mismo de Santiago y Juan, hijos de Zebedeo, que eran compañeros de Simón. Jesús dijo a Simón: «No temas. Desde ahora serás pescador de hombres». Llevaron a tierra las barcas y, dejándolo todo, le siguieron.
(Lucas 5, 1-11)

Comentario
Hoy día todavía nos resulta sorprendente comprobar cómo aquellos pescadores fueron capaces de dejar su trabajo, sus familias, y seguir a Jesús («Dejándolo todo, le siguieron»: Lc 5,11), precisamente cuando Éste se manifiesta ante ellos como un colaborador excepcional para el negocio que les proporciona el sustento. Si Jesús de Nazaret nos hiciera la propuesta a nosotros, en nuestro siglo XXI..., ¿tendríamos el coraje de aquellos hombres?; ¿seríamos capaces de intuir cuál es la verdadera ganancia?
Los cristianos creemos que Cristo es eterno presente; por lo tanto, ese Cristo que está resucitado nos pide, no ya a Pedro, a Juan o a Santiago, sino a Jordi, a José Manuel, a Paula, a todos y cada uno de quienes le confesamos como el Señor, repito, nos pide desde el texto de Lucas que le acojamos en la barca de nuestra vida, porque quiere descansar junto a nosotros; nos pide que le dejemos servirse de nosotros, que le permitamos mostrar hacia dónde orientar nuestra existencia para ser fecundos en medio de una sociedad cada vez más alejada y necesitada de la Buena Nueva. La propuesta es atrayente, sólo nos hace falta saber y querer despojarnos de nuestros miedos, de nuestros “qué dirán” y poner rumbo a aguas mas profundas, o lo que es lo mismo, a horizontes más lejanos de aquellos que constriñen nuestra mediocre cotidianeidad de zozobras y desánimos. «Quien tropieza en el camino, por poco que avance, algo se acerca al término; quien corre fuera de él, cuanto más corra más se aleja del término» (Santo Tomás de Aquino).
«Duc in altum»; «Boga mar adentro» (Lc 5,4): ¡no nos quedemos en las costas de un mundo que vive mirándose el ombligo! Nuestra navegación por los mares de la vida nos ha de conducir hasta atracar en la tierra prometida, fin de nuestra singladura en ese Cielo esperado, que es regalo del Padre, pero indivisiblemente, también trabajo del hombre —tuyo, mío— al servicio de los demás en la barca de la Iglesia. Cristo conoce bien los caladeros, de nosotros depende: o en el puerto de nuestro egoísmo, o hacia sus horizontes.
Rev. D. Josep FONT i Gallart (Tremp, Lleida, España)


Santoral Católico

San Gregorio Magno, Papa y Doctor de la Iglesia

El Papa Gregorio I, con más justicia llamado "Magno", fue el primer Pontífice que fue monje y ascendió a la silla apostólica cuando Italia se hallaba en una condición deplorable como consecuencia de las luchas entre los ostrogodos y el emperador Justiniano, que terminaron con la derrota y muerte de Totila, en el año 562.

Aunque San Gregorio cumplía fiel y honrosamente sus funciones como prefecto, desde hacía tiempo se sentía llamado a una vocación superior, hasta que por fin resolvió apartarse del mundo y consagrarse al servicio de Dios, siendo ordenado séptimo diácono de la Iglesia Romana y enviado como embajador ante la corte bizantina. A principios del año 586, tras volver a Roma, se convirtió en abad del monasterio de San Andrés.

En el año 590, una terrible epidemia arrebató la vida al Papa Pelagio y el pueblo escogió a Gregorio como nuevo Pontífice. Desde el momento que asumió el cargo de Papa, se impuso el doble deber de catequizar y cumplir con la disciplina; prohibió el cobro injusto de primas por entierros en iglesias, por ordenaciones o por conferir el palio y no permitió a los diáconos dirigir la parte cantada de la misa a menos que fueran escogidos por sus voces más que por su carácter. También destacó como predicador escogiendo temas del Evangelio del día y, hasta nosotros ha llegado algunas de sus homilías, llenas de elocuencia y sentido común, terminadas con una enseñanza moral que podía adaptarse a cada caso. Fue un excelente administrador de la Sede Pontificia pues todos los súbditos estaban contentos con lo que les tocaba en la distribución de bienes y aún entraba dinero a la tesorería.

De toda su labor religiosa en occidente, la conversión de Inglaterra y el éxito que coronó sus esfuerzos encaminados hacia esta dirección fue para él, el mayor triunfo de su vida. Se le reconoce a San Gregorio la compilación del Antiphonario, la revisión y reestructuración del sistema de música sacra, la fundación de la famosa Schola Cantorum de Roma y la composición de varios himnos muy conocidos. Pero su verdadera obra se proyecta en otras direcciones. Se le venera como el cuarto Doctor de la Iglesia Latina, por haber dado una clara expresión a ciertas doctrinas religiosas que aún no habían sido bien definidas y quizá su mayor labor fue el fortalecimiento de la Sede Romana.


Pensamiento


"Recógete en ti mismo cuando puedas,
busca a quienes puedan hacerte mejor,
y recibe también a quienes puedas tú mejorar"

Séneca


Tema del día :
Desagravios


Hay cosas en la vida que no se pueden echar atrás, pueden causar grandes heridas o destruir en un segundo lo que en mucho tiempo se quiso construir o cultivar.

La piedra lanzada que llega a golpear; la palabra dicha en un momento de enojo que logra herir, el paso mal dado que hace caer, el vaso que se quiebra, el corazón destrozado, el papel roto en pedazos, las flores que en vida no se regalaron, la ficha mal movida que hizo perder la partida.

Hay quienes viven atormentados y no se perdonan los errores cometidos o el dolor que en algún momento pudieron haber ocasionado; lo que debía haberse hecho y no se hizo, las palabras que no fueron pronunciadas, el abrazo que nunca se dio, el golpe que quizás se lanzó, el vidrio roto, el agua derramada, la hoja quemada; la vida destrozada o acabada, la infancia perdida, la inocencia arrebatada, los vacíos que nunca se llenaron, el hambre y la sed que jamás consiguieron ser saciadas.

Cada segundo de vida no se repite, el tiempo no retrocede, y aunque se quiera volver a empezar, no se puede borrar lo que pasó, por eso hay que pensar muy bien antes de actuar o de hablar.

Quizás suene pesimista esta realidad, pero no podemos ir por el mundo sin rumbo, sin tomar conciencia de lo que se dice y de los pasos que se dan; a veces es necesario caer para aprender a caminar, llegar a perder para lograr valorar.

Hay heridas que el ser humano no puede sanar, vacíos que no se alcanzan a llenar, vasijas que parecen imposibles de reparar; solo el Amor de Dios tiene el poder de saciar, reconstruir y renovar; Él logra apreciar la belleza que nadie jamás vio, ofrecer un Amor restaurador, romper las cadenas que no se habían podido arrancar, borrar un pasado oscuro que la luz del presente no dejaba apreciar. El abre los ojos de tantos que no ven, hace caminar a los que no lo saben hacer, sólo basta abandonarse en sus manos y ante todo creer.

No todo está perdido, siempre tendremos otra oportunidad, cada nuevo día es una puerta que se nos abre, para mirar al futuro, retomar las riendas del presente y avanzar hasta la meta cumplir y hacer nuestros sueños realidad. El amor de Dios es tan grande que todo lo perdona, no deja de confiar en sus criaturas, a nuestro lado siempre está, Él no nos abandona, somos nosotros lo que a veces su mano soltamos; El está siempre ahí, como Padre amoroso, esperando a que como el hijo pródigo, regresemos al hogar.

Kary Rojas


Historias :
Amor ciego


Una pareja de jóvenes estaban muy enamorados y se iban a casar. Unos meses antes de la boda, la novia tuvo un accidente y quedó con el rostro totalmente desfigurado.

“No puedo casarme contigo”, le comunicó en una carta a su novio. “Quedé marcada y muy fea para siempre. Búscate a otra joven hermosa como tú te mereces. Yo no soy digna de ti”

A los pocos días la muchacha recibió esta respuesta de su novio: “El verdadero indigno soy yo. Tengo que comunicarte que he enfermado de la vista y el médico me dijo que voy a quedar ciego... Si aún así estás dispuesta a aceptarme, yo sigo deseando casarme contigo”

Y se casaron y cuando lo hicieron, el novio estaba ya totalmente ciego. Vivieron 20 años de amor, felicidad y comprensión. Ella fue su lazarillo, se convirtió en sus ojos, en su luz. El amor les fue guiando por ese túnel de tinieblas.

Un día ella enfermó gravemente y cuando agonizaba, se lamentaba por dejarlo solo entre esas tinieblas. El día que ella murió, él abrió sus ojos, ante el desconcierto de todos. “No estaba ciego” - dijo- “Fingí serlo para que mi mujer no se afligiera al pensar que la veía con el rostro desfigurado. Ahora mi amor descansa en ella”

El verdadero amor ve más allá de la belleza física, porque el verdadero amor, ve con el corazón. Vivimos en un mundo de apariencias, donde se califica a las personas según su aspecto físico, pero el verdadero amor embellece más que el más caro tratamiento de belleza.

La belleza se acaba, pero el amor verdadero vive para siempre. Que lindo amar así como en este relato.


Mensaje de María Reina de la Paz


Mensaje de María Reina de la Paz del 2 de Setiembre de 2009

¡Queridos hijos! hoy los invito con corazón maternal a que aprendan a perdonar completamente y sin condiciones. Ustedes sufren injusticias, traiciones y persecuciones, pero por esto están más cerca y son más queridos por Dios. Hijos míos, oren por el don del amor. Sólo el amor perdona todo, como hizo mi Hijo. ¡Síganlo! Estoy en medio de ustedes y oro para que cuando estén frente al Padre puedan decir: “aquí estoy, Padre, he seguido a tu Hijo, he amado y perdonado con el corazón porque creo en tu juicio y confío en Ti".


Meditación breve


A veces, cuando nada marcha de acuerdo con lo esperado, y la preocupación es quien reina. Cuando el quebranto de lágrimas inunda nuestros ojos, y todo parece ser inútil. Sólo una cosa puede ahuyentar las lágrimas que queman y ciegan: alguien que suavemente te eche el brazo por encima y susurre: "no te preocupes"
Nadie ha logrado descifrar por qué esas palabras traen tanto consuelo, o por qué tal susurro hace que nuestras preocupaciones se despejen al instante. Sin embargo, cuando los problemas nos dan la bienvenida, podemos olvidarnos de ellos y dejarlos atrás.
Cuando alguien suavemente te eche el brazo por encima y susurre: "no te preocupes"
El amor que procede de tan suave caricia; debe ser amor verdadero. Podría ser que un abrazo así, a tu corazón no traiga consuelo.
Pero si el amor es el móvil, dulce consuelo encontrarás. Cuando alguien suavemente te eche el brazo por encima y susurre: "No te preocupes"


Pedidos de oración


Pedimos oración por Yani, de Honduras, para que el Señor la ayude en este momento de crisis en su trabajo y se lo conserve.


Pedimos oración por Raquel M. de El Salvador, que padece cáncer de mama y por esa razón se encuentra sin trabajo. Que Jesús con su infinito amor le dé trabajo y salud.


Pedimos oración por Carolina L. que vive en Managua, Nicaragua, y padece de Lupus. Que Dios en su infinita misericordia se glorie en ella. Amén.


Pedimos oración por una necesidad particular de nuestra lectora Sofía D. que vive en el estado de Lara, Venezuela.


Seguimos pidiendo oraciones por Carolina C., que es de Misiones pero está siendo atendida en Buenos Aires, Argentina, a causa de su embarazo que tiene algunas complicaciones relativas al bebé en gestación. Se le ha realizado una amniocentesis y se aguarda el resultado dentro de los próximos quince días. Que la Santísima Virgen, Madre Universal, interceda por Carolina y su bebé para que todo salga bien y el embarazo pueda llegar a término con toda normalidad.


Pedimos oración por Gloria Esperanza G. que vive en Managua, Nicaragua, y que solicita al Señor que bendiga su trabajo y permita que se superen las dificultades para que la fuente laboral se mantenga. Oramos por ella.


Pedimos oración por el señor Julio C. que ha sufrido un accidente cerebro vascular y se encuentra internado en cuidados intensivos del Hospital del Seguro Social de Lima, Perú. Que Dios esté junto a él y a sus seres queridos y le conceda la gracia de la curación.


Tú quisiste, Señor, que tu Hijo unigénito soportara nuestras debilidades, para poner de manifiesto el valor de la enfermedad y la paciencia; escucha ahora las plegarias que te dirigimos por nuestros hermanos enfermos, y concede a cuantos se hallan sometidos al dolor, la aflicción o la enfermedad, la gracia de sentirse elegidos entre aquellos que tu Hijo ha llamado dichosos, y de saberse unidos a la pasión de Cristo para la redención del mundo. Te lo pedimos por Cristo nuestro Señor. Amén.


El rincón de los lectores


Este es un espacio destinado a los lectores de Pequeñas Semillitas.
Aquí podrán reflejar sus comentarios y opiniones, tanto acerca de los temas tratados en esta página como también sobre cualquier asunto de interés general.
Para que tu mensaje se publique debes dirigirlo por mail a pequesemillitas@gmail.com con el título "El rincón de los lectores" y deberá ser muy breve y no contener conceptos agraviantes para nada ni para nadie.
Los mensajes serán moderados por el propietario de esta página y se publicarán a medida que el tiempo y el espacio en la misma lo permitan, y no se admitirán réplicas o respuestas públicas a mensajes anteriores de otros lectores.


# Arturo Dominguez Aguilar - 2 de Setiembre de 2009 - Tegucigalpa - Honduras
dominguezremacomp@yahoo.com

Buen día al amparo del creador mi queridos Felipe y Melissa:
Déjenme decirle que yo, a mis 64 años, soy un hombre feliz. Tengo, diariamente y a cada momento, el amor de Dios. Tengo diariamente el amor de mi esposa, mis 9 hijos, 16 nietos. Tengo diariamente la grata compañía de SEMILLITAS. Y tuve en vida y sigo teniendo en espíritu, un tío fantástico, ejemplo enorme de humildad y amor a María santísima: Monseñor Evelio Domínguez, que fue nombrado como Obispo auxiliar de Tegucigalpa y pidió permiso para seguir pastoreando al pueblecito que siempre que siempre amó sin descuidar sus funciones como obispo auxiliar. Y con él mi padre, mis tíos y tías, fueron ejemplares para mi formación.
Al recordarles, y contando con esta tecnología actual, pienso en cuan felices serían si pudieran leer diariamente el evangelio del día y el santoral, así como gozar de los pps que recibo de ustedes y de otras entidades religiosas que día a día elevan mi espíritu a Dios.
Saludos a todos ustedes, y que Dios les bendiga hoy y siempre.
Atentamente
Arturo Domínguez A.


Palabras de Jesús


“Conviértanse, porque el Reino de los Cielos ha llegado” (Mt 4, 17)

Esto es lo que nos dice también hoy Jesús, porque es necesario que nos convirtamos realmente para entrar en el Reino de Dios que pedimos en el Padrenuestro y que Cristo instaurará pronto en la tierra. Convertirse es dejar el camino equivocado y volver a tomar el camino correcto, es decir, el camino del cumplimiento de los Diez Mandamientos y de las enseñanzas del Evangelio. Se acercan tiempos en que solo los que tengan una vida intachable podrán salvarse de las calamidades que sucederán en el mundo, porque pronto el demonio reclamará para su uso toda alma manchada. Es necesario que vigilemos y oremos, no sea que nos suceda como a los tres apóstoles que se quedaron dormidos en el Huerto de los Olivos y que, cuando les sobrevino la tentación, no estaban preparados. La Virgen, en todas sus apariciones, nos dice esto mismo que hoy dice el Señor: ¡Conviértanse, porque el Reino de los Cielos está cerca!

Jesús, en Vos confío.


Felipe de Urca
-Jardinero de Dios-


.

1 comentario:

  1. hola felipe, soy espe de barcelona me gustaría que en tu proxima pequeñas semillitas incluyeras en los pedido de oración a Rossy Ruiz y Juan Manuel de Mexico, son buenos amigos mios desde ya hace bastante tiempo... él se ha quedado sin trabajo y ella tiene un trabajo y sueldo precario e inestable... lo están pasando muy mal, pido al Señor les bendiga con un trabajo remunerado lo suficiente y estable para que puedan vivir en condiciones.
    gracias felipe me gustaría que me dijeras en que numero saldrá publicado....
    gracias y besos desde barcelona
    espe

    ResponderEliminar

¡Gracias por participar comentando! Por favor, no te olvides de incluir tu nombre y ciudad de residencia al finalizar tu comentario dentro del cuadro donde escribes.